IGUALDAD EN SARANDI


Chicago empató 1-1 con Arsenal, en Sarandí, y dejó pasar la oportunidad de lograr la primera victoria en el torneo. ¿Las razones? Falló en la definición con la ventaja parcial, tras el gol de Luis Solignac, y resignó el ataque luego de la expulsión de Fernando De la Fuente a los 13 minutos del segundo tiempo. De esta manera, el Torito suma dos puntos en tres encuentros y el sábado recibirá en Mataderos a Godoy Cruz.

El punto obtenido se valora por las circunstancias: más de media hora con un hombre de menos por la expulsión de Fernando De la Fuente en condición de visitante. Sin embargo, quedó la sensación que Chicago podía obtener su primera victoria en el torneo. Arsenal se mostró como un rival endeble en la defensa, y en el ataque dependió de la inspiración de Pablo Burzio y de Ramiro Carrera, autor de un golazo para empatar el partido sobre el minuto 45 de la primera etapa.

El Torito no encontraba los caminos. Apostaba a los pelotazos en busca de corregir la falta de un circuito de juego. Entonces, Lentini y Solignac debían disputar cuerpo a cuerpo contra los defensores. Durante el primer tramo Arsenal controló las acciones y generó riesgo a través de Burzio, una pesadilla para el fondo verdinegro. Chicago retrocedía desordenadamente, sufría los pases filtrados a espaldas de sus mediocampistas y las faltas producidas por el descontrol defensivo. Sólo faltaba que el conjunto local acertara. Sin embargo, sobre el minuto 23, llegó la sorpresa. Recuperó Lemos y Masuero concedió una asistencia de 30 metros a espaldas de Curbelo y Correa, y allí se filtró Solignac, quien definió con clase ante Andrada.

Chicago pudo ampliar la ventaja en el marcador, pero Solignac falló en la resolución en el minuto 42. La respuesta de Arsenal llegó con un tremendo remate de Carrera desde 25 metros, que se metió en el ángulo de Alejandro Sánchez. Más allá de la igualdad, el Verdinegro salió a buscar el triunfo en el segundo período. Sin embargo, Andrada le sacó un remate a Prichoda y Solignac, sin marca de frente al arco, no llegó a conectar un gran centro de Galarza. Luego, sucedió lo inesperado. De la Fuente disputó con exceso de fuerza un balón y recibió la segunda amonestación. A partir de ahí, resignó el ataque y cuidó el resultado. Benavídez ingresó por Lentini para darle equilibrio al medio. En la última media hora se impuso la defensa de Chicago: Masuero rechazó todos los envíos al área, Galarza y Arias cerraron sendos laterales y Sánchez le tapó un remate fortísimo a Curbelo. La última chance neta de Arsenal fue a través de Carrera, quien sacudió el travesaño tras una salida en falso del Oso. Fue empate, valioso por las circunstancias, aunque permanece la sed de victoria.

Fotografía: Fotobaires.

Comentarios